Sensacionalismo y mala fe

Sensacionalismo y mala fe

Una vez más, un medio de comunicación publica una noticia vieja con el mero afán de perjudicarme, de escandalizar a la opinión pública sin sustento alguno, señalando que quiero cerrar una unidad que capturó a un limonense investigado por el delito de cohecho impropio.

El imputado tiene por alias “Macho Coca” y ante la opinión pública lo hacen ver como caso narco, entonces con la propuesta de cierre de la unidad por asociación de lógica torcida “yo quiero favorecer” no solo a ese imputado, sino también al narcotráfico.

Estas falsas y sensacionalistas opiniones se refutan con hechos: Mi lucha frontal contra el narcotráfico, delincuencia organizada, lavado de capitales y todo tipo de delincuencia me ha acarreado, acarrea y acarreará severos enemigos, la mayoría de los cuales los tengo en Limón.

Leo algunas personas celebrando en redes sociales por el juicio mediático y no me extraña su felicidad, porque es claro que no les sirve que una persona tan matriculada con la justicia se mantenga en el cargo, porque soy un ser humano con defectos como cualquier otro, pero nunca complaciente con los delincuentes.

Honrado de ser funcionario público probo

Soy quien soy en transparencia. Se me ha honrado con:

• Ser nombrado mejor funcionario público en dos oportunidades.

• Mejor ministro de Estado e hijo predilecto de varios cantones, por los resultados en materia de seguridad cuando fui jerarca en el Ejecutivo.

Sin embargo, en semana y media se me quiere convertir en el enemigo público de la nación por conocer a una persona que realizó créditos bancarios que son investigados en la Asamblea Legislativa y el Ministerio Público.

Juicio mediático sin sustento

No hay motivos para denunciarme por delito alguno, pero se me insulta y otorga condición de delincuente, sin ninguna lógica y como es esperable: sin pruebas ¡POR QUE NO LAS HAY!

Mi trayectoria es sólida, mi compromiso contra la delincuencia indiscutible. Con acierto he promovido leyes concretas contra el lavado de dinero, incluso la extradición de nacionales; defiendo la creación de la Jurisdicción Contra el Crimen Organizado y espero que se apruebe la Ley de Extinción de Dominio para que quien no pueda probar de dónde obtuvo fortunas sospechosas las pierda y pasen a manos del Estado.

He participado en más de 2000 mil juicios donde me ha correspondido demostrar culpabilidad (con pruebas, como se hace en justicia) de más de 5000 personas por hechos de corrupción, narcotráfico, sicariato, secuestro y extorsión.

Nadie puede decir, con apego a la verdad, que he ido a un banco a gestionar que le presten dinero a un empresario, que tengo actividades comerciales o vendo cemento, que he recibido sobornos o he ayudado a persona alguna a evadir la justicia.

No hago negocios, hago justicia.

Desde los 18 años soy funcionario público, no hago negocios y tengo 22 años recibiendo salario ganado honradamente, no tengo sociedades comerciales ni aquí ni en otro país.todo gasto que realice, siempre puede vincularse con retiros de dinero de mi cuenta. No tengo un estilo de vida ostentoso, porque es mi obligación brindarle el mejor futuro a mi familia.

Como muchos costarricenses, he adquirido deudas para tener un techo donde vivir y con mi salario de funcionario público he ido pagando cada una de ellas.

Quien ha seguido mi trayectoria profesional tiene claro que siempre he buscado luchar duro contra la delincuencia, y si he hecho propuestas técnicas las puedo debatir, porque para eso se presentan, para que tengamos discusiones de alto nivel por el bien del país.

No importa si usted es director de un medio, periodista, tuitero, bloguero o influenciador (patrocinado o independiente), si tiene audiencia y ética debe siempre ser responsable con lo que publica, se vale opinar, pero no debería valerse insinuar cosas que manchen el honor ajeno, más sabiendo que lo que se dice no tiene sustento.

No tengo nada que ocultar. Por esa razón yo mismo solicité ser investigado, porque no tengo nada que temer y tengo todo el interés de colaborar para que salga a la luz la verdad.

He cometido errores que me avergüenzan en el ámbito familiar, que no son de interés público ni relacionados con mi puesto, he asumido consecuencias y como familia lo vamos superando.

En el campo familiar también he fallado porque en lo laboral siempre doy mil millas extra. Pero algunos quieren utilizar errores a nivel familiar para señalarme a nivel profesional y esto tampoco se vale.

¡Para verdades, el tiempo!

Leer:

El doble discurso y el oportunismo moral de Arroyo

Un comentario sobre “Sensacionalismo y mala fe

  1. Don Celso, una lucha más que dar… su trabajo es y seguirá siendo ejemplo para muchos funcionarios como mi persona, la verdad siempre prevalece. Los seguidores de su carrera nos esperan nada menos de usted, la ética y la integridad es una cualidad que debemos s multiplicar en esta sociedad, los valores familiares y sociales deben seguir siendo nuestros pilares. Nuestras familias agradecerán la lucha que se da.
    Un saludo a la distancia

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s